Las ciudades de Colima, La Paz y Monterrey son las de mejor calidad de vida entre las principales urbes del país, evaluadas por un estudio elaborado por Mercer, consultora en recursos humanos, en conjunto con SIREM, empresa dedicada al análisis y prospectiva económica.

El Periódico El Universal publicó este día un estudio elaborado por las empresas mencionadas,bajo el titulo: “Mide Estudio la calidad de vida en el país”, donde se destaca que la ciudad de Colima se encuentra entre las tres principales entidades con mejor calidad de vida del país

Se menciona que “las ciudades de La Paz, Baja California Sur; Monterrey, Nuevo León; y Colima, Colima, son las de mejor calidad de vida entre las principales urbes del país, de un estudio que cuenta con información de más de 2,400 municipios en la República Mexicana”.

Por el contrario, la encuesta ubica a Culiacán, Sinaloa; Acapulco, Guerrero; y Lázaro Cárdenas, Michoacán, cómo las de menor calidad de vida, tomando para todos los comparativos al Distrito Federal como ciudad de origen (base 100), la cual ocupa el quinto lugar, debajo de Los Cabos.

En total, la encuesta usa como referencia 11 factores de clasificación, como son: entorno político y social, entorno económico, y mercado laboral, entre otros.

“Al considerar que el traslado de un empleado de una ciudad a otra implica un cambio significativo en su vida cotidiana, las empresas están obligadas, hoy más que nunca, a evaluar esta variable y considerarla en los paquetes de asignación de empleados” dijo Sandra Huertas, líder de Movilidad de Empleados para LATAM de Mercer.

Los resultados del estudio muestran que, con base en un amplio análisis y considerando las variables del interés de las empresas, comparar la calidad de vida entre las ciudades no obedece a temas de riesgo o salud, sino a una consideración detallada de otros factores.

En este estudio se asigna un mayor peso relativo al Entorno Político y Social que se vive en cada ciudad, detalló Víctor Godínez, socio director de SIREM. Entre los factores que se tomaron en cuenta para su elaboración se encuentran: el entorno político y social, el entorno económico, el mercado laboral, el entorno socio-cultural, la atención a la salud, escuelas y educación, servicios públicos y transporte, recreación, bienes de consumo, vivienda y ambiente natural.