El Secretario de Movilidad, Rafael Martínez Brun comentó que ya se han realizado mesas técnicas con concesionarios de servicio urbano y suburbano y por primera vez con los taxistas para conocer su estado, debido a estas charlas se han realizado diversas solicitudes de un aumento de tarifa: «Esto lleva un proceso de meses para cualquier tipo de situación, nosotros generamos una tarifa técnica, pero en ese momento se valorará si es conveniente o no, o si se continua con una tarifa social».

Asegura que los resultados sobre si es conveniente o no aumentar el pasaje podrían tardar meses: «Hay más de 400 encuestas a taxistas para ver que ellos nos proporcionen las herramientas y generar algún tipo de situación en cuanto a tarifas.»

Por último, señaló que en el primer semestre de este año se decidirá todo lo relacionado a las peticiones de incremento de tarifa en el trasporte público.