Nacionales

Como ayer, hoy y siempre, la fiesta fue de los lectores

Este año, la Feria Internacional del Libro de Guadalajara tuvo una invitada inesperada: la lluvia que se dejó sentir en Guadalajara el pasado miércoles. Pero no fue la única: durante nueve días, una lluvia de actividades inundó las instalaciones de Expo Guadalajara, que vivió la trigésima segunda edición del encuentro librero más importante en español y que este año, según el balance preliminar y con toda la última jornada por delante, ha sido visitada por más de 819 personas, que han disfrutado del vasto programa preparado por la Feria y su Invitado de Honor, Portugal.

Al dar el balance preliminar, Raúl Padilla López, presidente de la FIL, calificó como “vasto” el programa ofrecido por la Feria en su edición 2018, y comunicó que el recinto ferial albergó la presencia de 2,280 casas editoriales procedentes de 47 países. Añadió que los salones fueron escenario para la presentación de 630 novedades editoriales y se había propiciado el encuentro de 750 escritores con sus lectores. “Sin duda marcarán un hito en nuestra Feria la entrañable visita de Ida Vitale, ganadora del Premio FIL de Literatura en Lenguas Romances y Premio Cervantes; al igual que las palabras del premio Nobel turco Orhan Pamuk, quien abrió nuestro Salón Literario y recibió la Medalla Carlos Fuentes”. El presidente de la FIL destacó la presencia también de otros dos ganadores del Nobel: George F. Samoot y Mario Molina.

En el tema de los negocios, Raúl Padilla señaló que el Salón de Derechos de la Feria había congregado a 140 empresas y 328 agentes literarios, al tiempo que se dieron cita 19,740 profesionales de la cadena del libro. Sobre FIL Niños, área que describió como “el espacio consentido de los niños y sus padres”, destacó que había sido visitado por 160,373 asistentes.

Por su parte, Marisol Schulz Manaut, directora general de la FIL, expresó que desde el Comité Organizador se sentían “llenos de gratitud con la delegación de Portugal, nuestro Invitado de Honor. Fuimos cómplices en esta aventura, que nos hizo reconocernos como países hermanos, como literaturas y manifestaciones culturales afines, cargadas de un espíritu descubridor que el paso de los siglos no ha podido reducir”. La directora de la Feria señaló que la presencia portuguesa saldaba una deuda pendiente, que había sido pagada “de forma exitosa y entrañable. Muchas gracias a la delegación portuguesa por habernos acercado mucho más al corazón lusitano”.

Al hacer uso de la palabra, Miguel Ángel Navarro Navarro, rector de la Universidad de Guadalajara, señaló que el amplio y diverso programa de actividades había logrado situar “a Guadalajara, y a México, en el centro de la vida cultural, artística y editorial durante nueve días”. El titular de la máxima casa de estudios jalisciense se dijo confiado en que “el intercambio cultural y la convivencia tan cercana y cálida que propició la FIL, contribuya a fortalecer los lazos de amistad y cooperación entre nuestras naciones”. Finalmente apuntó que “la presencia de lectores, escritores, libreros, periodistas, académicos, artistas, políticos e intelectuales vuelve a ratificar y ampliar el prestigio de este evento, como el punto de encuentro más importante de la cultura y del libro en español”.

Manuela Júdice, comisaria de la delegación de Portugal, hizo un recuento de las actividades que preparó el país lusitano. Destacó la presencia de los autores portugueses en el programa Ecos de la FIL, y dijo que los escritores que participaron “se manifestaron encantados por el trabajo hecho por los profesores y los estudiantes de las escuelas visitadas. Algunos quedaron muy emocionados”. La funcionaria informó que en el Pabellón de Portugal se vendieron tres mil libros, y los autores más requeridos han sido José Saramago, Gonçalo M. Tavares, António Lobo Antunes, Fernando Pessoa y Eça de Queirós. Sobre la presencia musical en el Foro FIL, dijo que muchos de los grupos participantes concluyen la Feria con invitaciones a participar en conciertos y festivales en México y concluyó diciendo que “para nosotros, la experiencia de ser Invitado de Honor resultó muy gratificante y creemos que se crearon los lazos para seguir participando en la FIL, cosa que nunca había ocurrido, hasta hoy”.

La edición 33 de la Feria Internacional del Libro de Guadalajara se realizará del 30 de noviembre al 8 de diciembre de 2019, y tendrá a India como país Invitado de Honor.