Política

Busca Morena Colima la revocación de mandato para destituir a “Nacho”

Los diputados que integran la fracción de Morena en el Congreso local propusieron una reforma al artículo séptimo de la Constitución Política de Colima, la cual permitiría a los ciudadanos solicitar la revocación del mandato del gobernador del estado.
La propuesta señala que procederá esa figura de participación ciudadana, cuando lo soliciten por lo menos el 10 por ciento de la población inscrita en la lista nominal de electores en la entidad.
El proyecto de ley establece que la consulta para la revocación del mandato procederá una vez y se llevará a cabo durante el desarrollo de la jornada electoral correspondiente a la elección local siguiente a aquella en la que resultó electo el gobernador.

Durante la presentación del proyecto, la legisladora de Morena, Claudia Aguirre explicó que los resultados de la consulta serán obligatorios, siempre y cuando participe el cuarenta por ciento de las personas inscritas en el listado nominal y que de esa cantidad, por lo menos haya votado a favor de la revocación el cincuenta y uno por ciento.
La legisladora explicó que este procedimiento permitirá que los ciudadanos puedan destituir, mediante una votación, a un funcionario público antes de que expire el periodo para el cual fue elegido, siempre y cuando sus actos u omisiones redunden en un grave daño a la hacienda pública o al interés social.

Para que proceda lo anterior, los legisladores locales deberán votar a favor de reformar la Constitución y la Ley de Participación Ciudadana del Estado de Colima, para darle facultades a la sociedad de retirar a malos gobernantes.
Refirió que en caso de aprobarse la iniciativa de ley, el Instituto Electoral del Estado será el encargado de vigilar el cumplimiento y acreditación de los requisitos y plazos para que se lleve a cabo el plebiscito referéndum y revocación de mandato, y será responsable de la organización, desarrollo, cómputo y declaración de resultados de conformidad con lo que establece la ley.

Explicó que la declaración de resultados del Instituto no admitirá recurso legal alguno y será turnada al Congreso del Estado para su cumplimiento y sea el Poder Legislativo, el que nombre al nuevo gobernador.

Además de mencionar que las fiscalización de las finanzas de los partidos políticos estará a cargo de una comisión de consejeros electorales, para ello, la Ley regulará la integración y funcionamiento de dicha comisión, así como las bases de coordinación con el Instituto Nacional Electoral en la materia, así como los procedimientos para la aplicación de sanciones por el incumplimiento de las disposiciones legales de la materia.

Nota publicada en Diario Avanzada.