De acuerdo con la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), la inversión destinada a los puertos, en su mayoría privada, es de, al menos, 72,000 millones de pesos (mdp) durante el actual sexenio.

Estas inversiones, algunas de las cuales ya están en marcha o terminadas, aumentaron considerablemente la capacidad portuaria, algo que se reflejó en el Índice de Competitividad Global del Foro Económico Mundial (WEF, por sus siglas en inglés), en el cual México pasó del sitio 75 que ocupaba en 2012, al 57 durante 2017, en cuanto a infraestructura portuaria.

Dentro de la meta de duplicar la capacidad portuaria, resalta el objetivo de contar con terminales especializadas en el manejo de automóviles y autopartes o adecuar las existentes que movilizan todo tipo de carga, incluida el sector automotriz.

En los puertos hay una sobredemanda de espacios, y muchas veces las necesidades rebasan a la infraestructura, lo que provoca retrasos, ya que se necesita una coordinación extensa para alinear los procesos de las automotrices, el ferrocarril y las mismas navieras, con el fin de atender al sector, afirma Claudia Sánchez, directora de Relaciones Gubernamentales y Comunicación de SSA México, empresa que opera siete terminales portuarias en el país.

Sánchez detalla que “a veces los barcos tienen que esperar afuera del puerto porque no se pueden cargar debido a que están retrasados los patios y los embarques en las plantas”. Lo que se necesita es tener una mayor capacidad en los puertos estratégicos como Veracruz, donde, en 2017, las operaciones crecieron 30%.

Uno de los objetivos principales del Plan Nacional de Desarrollo (PND) del gobierno federal, es duplicar la capacidad operativa de los puertos para beneficiar al comercio, al pasar de 260 millones de toneladas, en 2012, a más de 520 millones para 2018.

SSA México, subsidiaria de Carrix, es uno de los operadores portuarios de capital privado más grandes en el mundo, y atiende 70% de las exportaciones mexicanas a través de diferentes puertos, por lo que también es una de las principales empresas inversionistas en este tipo de infraestructura en el país.